¿Cuál es la mejor época para viajar a Noruega?

Esta pregunta es un poco relativa si tenemos en cuenta que los gustos de las personas son muy diferentes. Para elegir la mejor época para viajar a Noruega deberíamos tener claros cuales son nuestros intereses y preferencias, ya que no es lo mismo viajar a Noruega en verano y ver el Sol de Medianoche o los fiordos noruegos; que viajar al país en invierno donde aparecen las auroras boreales y el frío se apodera del país.

Si viajas en otoño o invierno:

El norte de Noruega es uno de los lugares más espectaculares para ver las auroras boreales que se producen en invierno, desde septiembre hasta finales de marzo, ya que es cuando el sol tiene muy poca presencia en los días. Debes tener en cuenta que, en invierno, al hacer un frío extremadamente glacial, muchos establecimientos turísticos cierran y no se podrán visitar la gran mayoría de actividades.

En septiembre, octubre y noviembre los días son más cortitos y el aire es más frío. En otoño los colores se vuelven amarillentos y rojizos y las hojas de los árboles empiezan a caer. Es una buena época para salir a pasear, ir a exposiciones de arte, visitar museos, ir a festivales literarios o incluso asistir a conciertos al aire libre. No te olvides de beber chocolate caliente cuando te reúnas con amigos y familiares.

En diciembre, enero y febrero, los días son muy cortos y las noches muy largas. Todo el país queda recubierto de nieve. La actividad que más se disfruta es el esquí, deporte muy importante en la cultura noruega. Además, si te gusta la Navidad, es una época preciosa para disfrutar de los mercadillos navideños que abundan en las ciudades noruegas.

Si viajas en primavera o verano:

La mayoría de turistas aprovechan los meses desde marzo hasta septiembre para visitar el país sin pasar un frío exagerado. De esta manera, se puede visitar el país más profundamente y realizar algunas de las propuestas que publicamos en los post de 1 día en Oslo o 3 días en Oslo para poder descubrir la capital.

En primavera, por ejemplo, durante los meses de marzo, abril y mayo, los días se hacen más largos y las temperaturas de todo el país suben un poco. Al derretirse la nieve, se producen cascadas preciosas junto a los árboles que florecen. Además, en mayo hay muchos días festivos en Noruega de los que podréis disfrutar de las celebraciones que realizan los ciudadanos.

En los meses de verano, como junio, julio o agosto, la mejor opción es lanzarse a la aventura y navegar por los fiordos noruegos, ya que tienen un clima cálido. Hacer esta actividad en invierno no es posible porque a las compañías de crucero se les hace imposible salir a navegar. En este post te recomendamos cómo vestir para visitar los fiordos noruegos y te ayudamos a hacer la maleta. El verano es la estación perfecta si lo que quieres hacer son excursiones por los caminos sobre los glaciares o si quieres ver renos mientras paseas; además, también podrás asistir a conciertos al aire libre y festivales de música. ¡También es el momento perfecto para observar la fauna salvaje! A parte de renos y alces, también hay osos polares y zorros asiáticos. Estos se encuentran sobre todo al norte, en una ciudad llamada Svalbard. Debéis tener en cuenta que, entre los meses de junio y julio, no hay un clima establecido y seguro, sino que es impredecible y de tener un día reluciente con sol, podemos pasar a tenerlo con lluvia. Aun así, las temperaturas son agradables y te permiten disfrutar del paisaje haciendo una barbacoa en los parques o en la playa.


Así pues, con toda esta información, decide tú mismo en qué época es mejor visitar Noruega. Nosotros te recomendamos sin ninguna duda que lo hagas durante los meses de verano para poder disfrutar al máximo de todos los paraísos que ofrece el país.

Booking.com

Deja un comentario