Niza

¿Qué ver en Niza en 2 días?

Provenza-Alpes-Costa Azul es una región francesa con mucho encanto gracias a ciudades como Niza. De hecho, está considerada como una de las 8 ciudades más bonitas de Francia. Cuenta con una superficie de 72 kilómetros cuadrados y es posible visitarla en tan solo dos días. Eso sí, para ello necesitas una buena planificación como la que verás a continuación.

Niza en 1 día | Niza en 2 días | Niza en 3 días


Día 1

Por la mañana

La primera jornada turística da comienzo por todo lo alto, es decir, en la Promenade des Anglais en Niza, un paseo del que ya hablamos en nuestro artículo sobre qué ver en Niza y alrededores. Su nombre se traduce como «Paseo de los Ingleses», y su historia y encanto la convierten en uno de los destinos más destacados de la región.

La avenida debe su nombre a los turistas británicos que frecuentaban la zona durante el siglo XIX. A principios del siglo XIX, la aristocracia británica empezó a visitar la Riviera Francesa debido a su clima agradable y su entorno bonito. Los ingleses, en particular, eran conocidos por su afinidad con la región, y la Promenade des Anglais se convirtió en su lugar de paseo favorito. Con el tiempo, la avenida ha pasado a ser un símbolo de la elegancia y la sofisticación asociadas con la Riviera Francesa.

La Promenade des Anglais se extiende a lo largo de aproximadamente 7 kilómetros, bordeando las aguas azules del Mar Mediterráneo. Ofrece unas vistas impresionantes del mar, con playas de guijarros y palmeras que realzan la belleza del lugar. La arquitectura a lo largo de la avenida es variada, desde elegantes hoteles de estilo Belle Époque hasta modernos edificios que reflejan la evolución arquitectónica de la ciudad. De noche, muchos de ellos se iluminan creando un espectáculo visual único, por lo que te recomendamos apuntarte a un free tour nocturno que pasa por la Promenade des Anglais:

👉 Free tour nocturno por Niza

Promenade des Anglais | Foto de Baptiste Rossi, dominio público, via Wikimedia Commons

Para comer

En el Paseo de los Ingleses hay incontables locales de restauración. Debido a lo turística que es la zona, puede ser difícil encontrar una alternativa medianamente económica. Así pues, si tu presupuesto es limitado, lo mejor que puedes hacer es adentrarte un poco en la ciudad. A poca distancia de allí está Le Bistrot de Gillou cuya relación calidad-precio es realmente buena.

Por la tarde

Al caer la tarde, dirígete a la Colline du Château para que puedas gozar de un atardecer espectacular. Estamos ante una prominente elevación ubicada en el corazón de Niza. Aunque actualmente no alberga un castillo en pie, su historia rica y su posición estratégica la convierten en un lugar significativo y un punto de referencia importante.

La historia de la Colline du Château se remonta a la época medieval, cuando la región estaba bajo la influencia de diversas dinastías y poderes. Durante el siglo XI, se construyó un castillo en la cima de la colina como una fortificación para defender la ciudad contra posibles invasiones. A lo largo de los siglos, el castillo experimentó varias transformaciones y ampliaciones, convirtiéndose en una estructura imponente que dominaba el paisaje. Sin embargo, a principios del siglo XVIII, el castillo fue destruido por orden del rey Luis XIV, durante la ocupación francesa de la región. Aunque el castillo desapareció, la colina conservó su importancia y continuó siendo un lugar estratégico para la defensa de Niza.

Hoy en día, la Colline du Château ofrece a los visitantes unas vistas panorámicas impresionantes de Niza y sus alrededores. Para llegar a la cima, se puede optar por subir a pie a través de escaleras empinadas o tomar un ascensor que facilita el acceso. Una vez en la cima, los visitantes son recompensados con una vista de 360 grados que abarca el puerto, la ciudad, las montañas y el Mar Mediterráneo.

Cementerio ubicado en la Colline du Château | Foto de GFDL, CC BY 3.0, via Wikimedia Commons

Por la noche

La primera de las noches concluye en un lugar muy animado en horarios nocturnos: la Place Masséna. La plaza ha experimentado a lo largo de los años una serie de transformaciones que la han convertido en el bullicioso espacio urbano que es hoy en día.

Construida en el siglo XIX, la Place Masséna ha sido testigo de importantes acontecimientos históricos y el escenario de celebraciones y eventos significativos a lo largo de los años. Rodeada por edificios de estilo neoclásico, la plaza se caracteriza por su diseño simétrico y armonioso. Uno de los aspectos más distintivos de la Place Masséna es el suelo empedrado en blanco y negro que crea un patrón visualmente impactante.

En el centro de la plaza se erige una estatua de mármol de Apolo, la cual añade un toque clásico y escultural al ambiente. La estatua, conocida como la «Fuente del Sol,» representa la figura mitológica del dios Apolo conduciendo su carro solar. Este elemento escultórico contribuye a la atmósfera elegante y artística de la Place Masséna por la que pasa este divertido tour en segway:

👉 Tour en segway por Niza

Place Masséna | Foto de Magali M, CC BY 2.0, via Wikimedia Commons

Para cenar

Al ser una zona tan céntrica, hay una ingente cantidad de restaurantes. Si quieres que te sugiramos uno, en las proximidades se emplaza uno muy bien valorado que a nosotros nos encantó, sobre todo por su terraza. Nos referimos al Bocca Nissa.


Día 2

Por la mañana

Arranca el segundo día culturizándote en el Musée Matisse. Es una institución dedicada a la preservación y exhibición de la obra del renombrado pintor Henri Matisse. Este museo, inaugurado en 1963, se encuentra en la Villa des Arènes, una elegante villa del siglo XVII que sirve como un entorno encantador para la apreciación de la obra de uno de los artistas más influyentes del siglo XX.

El Musée Matisse alberga una vasta colección de obras que abarcan toda la carrera artística de Henri Matisse, desde sus primeros trabajos hasta sus obras maestras más tardías. La disposición de las piezas en el museo permite a los visitantes seguir la evolución del estilo y la técnica del artista a lo largo del tiempo. Entre las piezas más destacadas se encuentran pinturas, esculturas, dibujos, grabados y objetos personales que proporcionan una visión integral de la creatividad y la genialidad de Matisse.

El museo no solo se centra en la exhibición estática de las obras, sino que también busca ofrecer a los visitantes una comprensión más profunda del proceso creativo de Matisse. A través de documentos, fotografías y objetos que pertenecieron al artista, se arroja luz sobre su vida y su enfoque artístico. Esta perspectiva contextualiza las obras y enriquece la experiencia del espectador al permitirle apreciar la conexión entre la vida y la obra de Matisse.

Por otra parte, el entorno del museo, con sus jardines y arquitectura histórica, también contribuye a la experiencia única que ofrece el Musée Matisse. Los visitantes pueden pasear por los alrededores y disfrutar del paisaje que inspiró al artista en su momento. La conexión entre la obra de Matisse y el entorno que lo rodea agrega otra capa de significado a la visita al museo.

Musée Matisse | Foto de GFDL, CC BY 3.0, via Wikimedia Commons

Para comer

Cerca del museo se ubica el Resto Côté Sud. No es ni mucho menos el restaurante más bonito de Niza, pero la comida que sirven está realmente buena y el precio a pagar por ella es razonable si tenemos en cuenta la generosidad de las raciones.

Por la tarde

Tras la comilona, ve a la Cascade de Gairaut. Se trata de una impresionante cascada artificial construida en el siglo XIX que se encuentra en el barrio de Gairaut. Este sitio histórico y pintoresco añade un toque único al entorno urbano de Niza, ofreciendo una experiencia tranquila y natural en medio de la ciudad.

La construcción de la Cascade de Gairaut se remonta al auge del interés por la naturaleza y la creación de espacios públicos ornamentales durante el siglo XIX. En este período, se valoraba la integración de elementos naturales en el diseño urbano para mejorar la calidad de vida de los habitantes y proporcionar áreas de recreación agradables.

La cascada fue diseñada como un elemento decorativo y estético, y su construcción implicó la creación de una estructura que simula una caída de agua natural. Esta ingeniosa obra de ingeniería paisajística se convirtió rápidamente en un punto de referencia en Gairaut y contribuyó a la reputación de Niza como una ciudad que combina la sofisticación urbana con la belleza natural.

Cascade de Gairaut | Foto de Kheper, CC BY 3.0, via Wikimedia Commons

Por la noche

La segunda noche llega a su fin visitando el Fort du Mont Alban. La experiencia que ofrece es similar a la de la colina que hemos comentado antes, permitiendo gozar de una skyline que difícilmente olvidarás: atardecer, mar, ciudad iluminada por la noche, etcétera.

Construido en el siglo XVI durante el reinado de Francisco I, este fuerte desempeñó un papel crucial en la defensa de la costa mediterránea contra las amenazas enemigas. Su estratégica ubicación en una colina de 220 metros sobre el nivel del mar brinda una vista panorámica excepcional, tal como hemos dicho antes.

La construcción del Fort du Mont Alban se llevó a cabo como parte de un programa de fortificación destinado a proteger la costa de los ataques de piratas y otras incursiones enemigas. Durante su historia, el fuerte ha experimentado diversas transformaciones y ampliaciones para adaptarse a las necesidades cambiantes de defensa. Su diseño arquitectónico refleja la época en la que fue construido, con características propias de la arquitectura militar renacentista.

El Fort du Mont Alban ha sido testigo de varios eventos históricos a lo largo de los siglos. Durante el siglo XVIII, pasó a manos de los saboyanos y más tarde, en el siglo XIX, fue ocupado por el ejército francés. Durante la Segunda Guerra Mundial, el fuerte también desempeñó un papel estratégico importante en la defensa de la región.

Vistas desde el Fort du Mont Alban | Foto de FrancoisMignard, CC BY 3.0, via Wikimedia Commons

Para cenar

A no mucha distancia del Fort du Mont Alban está uno de los restaurantes más asequibles de toda Niza. Se trata del Chez Pipo que es ideal para gozar de una cena barata sin grandes pretensiones pero degustando productos locales de buena calidad.


Si prefieres realizar un tour guiado por la ciudad y no perderte nada de la historia y las curiosidades de los lugares emblemáticos, puedes hacer un free tour y un tour privado:

👉 Free tour por Niza
👉 Tour privado por Niza con guía en español


Recomendaciones para comer en Niza:

Puedes disfrutar de una amplia variedad de platos tradicionales típicos en Niza, tales como:

  • Ratatouille: Un guiso de verduras como berenjenas, calabacines, pimientos y tomates, sazonado con hierbas provenzales.
  • Socca: Es como si fuera una crepe hecha con harina de garbanzo, aceite de oliva y sal, cocida hasta que se vuelve crujiente.
  • Pissaladière: Tarta similar a la pizza, cubierta con cebollas caramelizadas, anchoas y aceitunas negras.
  • Salade Niçoise: Ensalada compuesta por ingredientes frescos como lechuga, tomates, atún, huevos duros, aceitunas y alcaparras, aliñada con aceite de oliva.
  • Pan Bagnat: Un bocadillo relleno con ingredientes como atún, huevo duro, anchoas, aceitunas y aliñado con aceite de oliva. Lo podríamos definir como una variante local del sándwich.
  • Farcis Niçois: Verduras rellenas, como tomates, pimientos y calabacines, rellenos con una mezcla de carne picada y hierbas.

Si quieres que te recomendemos lugares para comer, estos son algunos de los restaurantes mejor valorados de la ciudad:

  • ONICE: Si te gusta la alta cocina, acertarás yendo al ONICE. Su chef respeta la tradición gastronómico-culinaria de Francia. Por otra parte, el local es realmente bonito. De hecho, es uno de los 10 restaurantes románticos en Niza.
  • Armavir: Aunque es habitual que los viajeros quieran degustar comida francesa, tal vez para cambiar un poco prefieras optar por otras gastronomías. Si es tu caso, reserva mesa en el Armavir, ya que su comida armenia te entusiasmará.
  • La Route du Miam: No es un restaurante barato, pero merece la pena cada euro gastado tanto en la comida de gran calidad que sirven allí como en los vinos gourmet que estarán a tu entera disposición.

Cómo moverse por Niza durante tu visita:

Niza cuenta con una amplia variedad de opciones de transporte para moverse por la ciudad y sus alrededores. Estas son algunas de las más recomendables:

  • Caminar: Niza es una ciudad peatonal amigable, especialmente en el casco antiguo y a lo largo del paseo marítimo. Caminar te permite explorar la ciudad a tu propio ritmo y disfrutar de su encanto.
  • Bicicleta: La ciudad cuenta con un sistema de bicicletas públicas llamado «Vélo Bleu». Puedes alquilar una bicicleta para recorrer la ciudad y la costa de manera eco-amigable.
  • Autobús: Niza tiene un sistema de transporte público eficiente con numerosas líneas de autobuses que conectan diferentes partes de la ciudad y sus alrededores. Puedes comprar boletos individuales o pases diarios según tus necesidades.
  • Tranvía: También puedes recurrir a la red de tranvías moderna que conecta áreas clave de la ciudad. Es una opción cómoda y rápida para moverse, especialmente entre el centro de la ciudad y la zona de la Promenade des Anglais.
  • Taxi o Servicios de Viaje Compartido: Los taxis están disponibles en toda la ciudad, y también puedes utilizar servicios de viaje compartido como Uber para mayor comodidad.
  • Alquiler de Coches: Si prefieres la flexibilidad de tener tu propio medio de transporte, puedes optar por alquilar un coche. Sin embargo, ten en cuenta que el estacionamiento puede ser un quebradero de cabeza en el centro de la ciudad.

Mapa de Niza con los principales puntos de interés para visitar y sitios donde comer:


Con esto terminamos nuestra propuesta de plan para recorrer la ciudad de Niza en tan solo dos días. ¡Esperamos que disfrutes de la visita!

Actividades en Niza

Leo Viajero
Leo Viajero

¡Hola, viajeros! Soy Leo, el escritor detrás de este blog de viajes. Desde que era niño, siempre he sentido una pasión inquebrantable por explorar el mundo y descubrir nuevos lugares, culturas y experiencias. Ahora, como adulto, sigo alimentando esa pasión viajando tanto como puedo, y me encanta compartir mis aventuras con todos ustedes a través de este blog.

Mi objetivo principal es crear contenido de viajes útil, auténtico y confiable que pueda ayudar a planificar su próximo viaje con confianza. En mis publicaciones, me aseguro de compartir información precisa y actualizada sobre destinos, actividades, alojamiento, transporte, presupuesto y más. También trato de ofrecer consejos prácticos y consejos basados en mi propia experiencia, para que puedas sacar el máximo provecho de tu tiempo y dinero mientras viajas.

Pero no solo se trata de datos y estadísticas. También me encanta compartir las historias detrás de mis viajes, las lecciones que he aprendido en el camino y las reflexiones personales que surgen cuando se viaja. Creo que los viajes pueden ser una fuente de crecimiento y transformación personal, y me gusta compartir esas ideas con mis lectores.

Finalmente, me enorgullece ofrecer un espacio seguro y inclusivo para todos los lectores, sin importar su origen, género, orientación sexual o cualquier otra característica. Creo que los viajes son una oportunidad para conectarnos con personas de todo el mundo y celebrar nuestra diversidad, y espero que mi blog refleje ese valor.

Gracias por leer y acompañarme en este viaje. Espero que encuentres inspiración, información útil y un sentido de comunidad en este blog de viajes. ¡Nos vemos en la carretera!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *