10 pueblos con encanto cerca de Valencia

¿Estáis pensando en pasar unos días cerca de Valencia y no sabéis dónde ir? Ya no tenéis excusa. Valencia está llena de lugares maravillosos que os dejará sin palabras. Descubriréis lugares llenos de historia, naturaleza y magia. 

En este post os vamos a enseñar los pueblos con más encanto cerca de Valencia y que no os podéis perder bajo ningún concepto. Si no sois de la zona y habéis ido de vacaciones a Valencia capital, podéis aprovechar para alquilar un coche en Valencia y hacer una excursión de un día para visitar algunos de estos rincones.

Altea

Altea
Altea

Altea es un pueblo mediterráneo, de casitas blancas, situado en Alicante. Se encuentra a una hora y media de Valencia pero el viaje merece la pena. Las calles de Altea son preciosas. Estrechas, empedradas y vertiginosas. Recorrer las calles y dejaros perder por las plazoletas del pueblo. Allí donde menos te lo esperes, podrás disfrutar de unas maravillosas vistas al mar.  

En su casco histórico se encuentra la iglesia de Nuestra Señora del Consuelo, un gran símbolo alteano. Se puede ver prácticamente desde cualquier lugar de la localidad. 

Si visitas Altea, no puedes perderte las maravillosas vistas que se observan desde el mirador de Portal Vell, donde podrás disfrutar de unas maravillosas vistas del Mediterráneo junto con el Peñón de Ifach.

Nueva Tabarca

Nueva Tabarca
Nueva Tabarca – Foto de Jose A., CC BY 2.0, via Wikimedia Commons

Nueva Tabarca es un pueblo muy poco conocido por los turistas. De hecho, se trata de la única isla alicantina habitada. Además, es el primer espacio declarado como Reserva Marina en España. Sin duda alguna, es el lugar perfecto para hacer buceo o snorkel. 

Además, el pueblo cuenta con un gran patrimonio, declarado Conjunto Histórico-Artístico.

Una manera muy bonita de descubrir su conjunto histórico es paseando por los restos de la muralla, muy bien conservados. También puedes visitar el faro y la Torre de San José. Os aseguramos que el faro es uno de los más bonitos que podrás ver. Se encendió por primera vez en 1854 y actualmente es un laboratorio biológico de la reserva marina.

Chulilla

Chulilla
Chulilla – Tobias Maschler (Plochingen, Germany), CC BY-SA 3.0, via Wikimedia Commons

Chulilla es un pueblo situado en la comarca de Los Serranos caracterizado por su desnivel y su entorno tan poco conocido. Entre los lugares de interés, se encuentra el Castillo, con su antemuralla y la Iglesia de la Virgen de los Ángeles, en la que se destaca una impresionante torre campanario. 

En el Barranco de Falfiguera se encuentran pinturas rupestres, lo que hace que Chulilla sea un lugar especial para los amantes de la historia. 

El entorno rural de Chulilla es lo que hace de este pueblo un lugar maravilloso. La mejor forma de hacerlo es haciendo la ruta de los Calderones, donde tendrás que atravesar puentes colgantes para poder cruzar los desfiladeros del cañón del río Turia. Si os gusta la aventura, no os podéis perder esta ruta, dónde además os podré bañar en piscinas naturales. 

Castell de Guadalest

Castell de Guadalest
Castell de Guadalest – Foto de Joanbanjo, CC BY-SA 4.0, via Wikimedia Commons

Castell de Guadalest es un pueblo alicantino rodeado de un entorno natural precioso. Este pueblecito se caracteriza por sus casitas blancas y calles empedradas, ambientadas en la época árabe. Lo que más destaca del pueblo es el Castell de Guadalest, dividido en dos barrios. Lo curioso es que, para visitar el Barrio del Castell, únicamente podrás acceder a través de un túnel excavado en la roca. 

También puedes visitar el Castillo de la Alcozaiba, el Castillo de San José o la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, lugares preciosos que llenan de encanto el pueblecito.  

Castell de Guadalest es, sin duda, uno de los pueblos más bonitos de Valencia, ¡pero también de España! 

Alcalá del Júcar

Alcalá del Júcar
Alcalá del Júcar – Foto de Pacodonderis, CC BY-SA 4.0, via Wikimedia Commons

Alcalá de Júcar es un pueblo que se encuentra a lo alto de una colina en Albacete. Junto con el Castillo de Alcalá, hacen un paisaje precioso. El Castillo es de origen árabe y se ha reformado varias veces. Lo podéis visitar durante todo el año y es de muy fácil acceso, ya que puedes acceder con vuestro propio vehículo.

En Alcalá de Júcar también se encuentra otro monumento muy importante para la localidad. Se trata del Templo de San Andrés, datado del siglo XVI. Lo que más os llamará la atención será la torre de 70 metros de altura. El mejor lugar para contemplar el templo es desde el mismo Castillo. 

Por cierto, no os olvidéis de visitar la Cueva del Diablo. Actualmente es un bar, restaurante y discoteca, y es muy conocida por atravesar la colina al completo. Es decir, entras por un lado de la colina y puedes tomarte un refresco al otro lado. 

Xàtiva 

Xàtiva
Xàtiva – Foto de Alexis Zaytsev

Xàtiva es un pueblo situado a menos de una hora de la capital. Esta localidad destaca por su inmenso castillo, resultado de la unión de dos fortalezas, con más de 30 torres. 

También podréis visitar la Ermita de San Félix o la Iglesia de Sant Pere, ambos monumentos que no deberíais perderos en vuestra visita a Xàtiva. 

Además, podéis hacer la Ruta de las Fuentes, que, como su propio nombre indica, es un recorrido que une una decena de fuentes de todo tipo de estilos arquitectónicos. 

En los alrededores de Xàtiva, se encuentra el Paraje Natural Municipal la Cova Negra, un espacio con mucho valor, tanto ecológico como patrimonial. Declarado Bien de Interés Cultural y todo un imprescindible si visitáis Xàtiva. 

Anna

Anna
Anna – Foto de Joanbanjo, CC BY-SA 4.0, via Wikimedia Commons

Anna es un pueblo perfecto para desconectar de la vida urbana de Valencia. Se encuentra muy cerquita de Xàtiva y cuenta con un patrimonio natural impresionante. Destaca por el lago de l’ Albufera, la fuente Negra, el Gorgo de la Escalera, y otros lugares que tendréis que descubrir vosotros mismos en plena naturaleza. Como puedes ver, es un pueblo en el cual el protagonista es el agua, por lo que no podía faltar el Museo del Agua. 

Uno de los monumentos que no puedes perderte es el Palacio de los Condes de Cervellón, reconstruido sobre los restos del Castillo de Anna con unas vistas preciosas. 

Bocairent

Bocairent
Bocairent – Foto de Enrique Íñiguez Rodríguez (Qoan), CC BY-SA 3.0, via Wikimedia Commons

Bocairent no puede faltar en esta lista. Es un pueblo situado en el Valle de Albaida, encima de una pequeña colina. Declarado Conjunto Histórico-Artístico hace más de 40 años, Bocairent destaca por sus casas escalonadas que forman callejuelas estrechas desordenadas. 

En Bocairent encontrarás lugares increíbles para visitar: el Nevero, la Ermita de la Virgen de Agosto, la Ermita de San Juan… Uno de los monumentos que no te puedes perder son las Covetes dels Moros, un conjunto de cuevas-ventanas que se encuentran en un acantilado, el Barranc de la Fos. En Bocairent puedes hacer la ruta de las Fuentes, 11 fuentes en total, que te ayudará a descubrir los rincones de uno de los pueblos con más encanto de Valencia. 

Además, en Bocairent también se encuentra el Parque Natural de la sierra de Mariola, uno de los parajes más importantes de la Comunidad Valenciana. 

Villajoyosa

Villajoyosa
Villajoyosa – Foto de Diego Delso, CC BY-SA 4.0, via Wikimedia Commons

Villajoyosa es un pueblo situado en la comarca de la Marina Baixa y lo hemos incluido en la lista de los pueblos más bonitos de Valencia gracias a sus casas llenas de color. La verdad es que forman una panorámica única. De ahí, que el significado de su nombre sea “ciudad alegre”. 

Es el típico pueblo de pescadores que aún conserva la esencia. Una de las playas más bonitas es la playa El Torres, y es muy tranquila. Justo al lado de la playa se encuentra la Torre de San José, también conocida como Torre de Hércules, declarada Bien de Interés Cultural.

Por cierto, no puedes perderte la visita al pantano de Amadorio, donde podrás disfrutar de un paseo con unas vistas espectaculares. 

Buñol

Buñol
Buñol – Foto de Enrique Íñiguez Rodríguez, CC BY-SA 3.0, via Wikimedia Commons

Buñol. ¿Te suena? ¿No sabes de qué? ¿Y si te digo que es el pueblo dónde se celebra la famosa fiesta de la Tomatina? Esta curiosa fiesta que se celebra en el mes de agosto tiene mucha fama, pero Buñol no solo se caracteriza por esta celebración. 

Es un pueblo medieval con mucho encanto y lo hemos añadido a esta lista por algo. La historia ha dejado un legado cultural increíble y merece ser visitado. 

El Castillo, declarado Bien de Interés Cultural, se sitúa en la frontera entre el Reino de Valencia y la Corona de Castilla. Entre su patrimonio arquitectónico, también tenemos que destacar la Ermita de San Luis Beltrán y la Iglesia de San Pedro. 

Además, este bonito pueblo ofrece la posibilidad de adentrarnos entre la naturaleza y descubrir lugares como la Cueva Turche, la Cueva Alta o la Cueva de Carcalín, repletos de belleza. También hay unos lagos y pozos naturales que llevan a un lugar increíble: el puente Natural, lleno de estalactitas y estalagmitas. ¿Te lo vas a perder?

Booking.com

Deja un comentario