Paisajes de Escocia

Paisajes de Escocia

Los paisajes de Escocia son, sin dudas, de los más bellos de Europa. Sus relieves, los magníficos colores de su vegetación y las majestuosas construcciones hacen de Escocia uno de los sitios con mejores paisajes del mundo.

El relieve de Escocia se divide en tres regiones bien diferenciadas:

Las Highlands

Las Highlands – o “tierras altas” – que son generalmente montañosas y están divididas por el Great Glen o Gran Valle. En estas regiones se encuentran las mayores elevaciones de las Islas Británicas, incluido el Ben Nevis (imagen), el pico más alto (1.344 metros).

Las Central Lowlands

Las Central Lowlands – también conocidas como Central Belt y Midland Valley – están conformadas por un área relativamente llana, con mucha actividad volcánica y yacimientos de minerales. A pesar de los llanos, en estas regiones existen colinas importantes como Ochil Hills o Campsie Fells.

Las Lowlands

Las llanuras meridionales o Lowlands, una serie de colinas de alrededor de 200 kilómetros de longitud que se alternan con amplios valles.

La flora de Escocia

Además de los relieves, los maravillosos paisajes de Escocia son tan característicos gracias a la flora de la región. La flora de Escocia es muy variada, pero con una marcada presencia de coníferas. La flor nacional de Escocia es el cardo, que aparece en el Escudo del Reino Unido y que también puede relacionarse simbólicamente con el lema del país: Nemo me impune lacessit (“Nadie me hiere impunemente”).

Los castillos escoceses

Otro factor que colabora enormemente con la identidad de los paisajes de Escocia son los castillos. Quizás el Castillo de Edimburgo – ubicado en Edimburgo, la capital de Escocia – sea uno de los paisajes más maravillosos de este país, pero en nuestro viaje podremos encontrar muchísimas de estas fantásticas construcciones de encanto.

¿Qué te ha parecido este artículo?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Los comentarios están cerrados.